as go to index
 
 
 
 
 
 
 
Bailarines celebrando el festival Hikuri Neixa (la danza del peyote) en un centro ceremonial.

Los Wixaritari – la contribución a la paz de un pueblo indígena de México.

Estamos al inicio del tercer milenio. Casi todos los pueblos de los países que despues de la Segunda Guerra Mundial se adhirieron a los Tratados Internacionales de Control de Drogas, se han sometido a la Prohibición, la Guerra contra las Drogas de la Pax Americana. ¿Todos?
¡No! No los indomables huichols, el pueblo Wixárika (pl. Wixaritari), como se llaman a sí mismos, descendientes de los Primeros Pueblos, que todavía se oponen al opresor y sus aliados, las Naciones Unidas del mundo. Aunque la vida es dura, en lo profundo de sus refugios montañasos del Gran Nayar en la Sierra Madre Occidental de México, los Wixaritari han logrado resistir las últimas olas de persecución a su forma de vida ancestral. Lo hacen a través de la Lophophora Williamsii, un cactus del desierto llamado peyote en inglés, hikuri en Wixárika. Esta planta mágica proporciona a los destinatarios percepciones supramentales que tanto satisfacen la búsqueda Wixárika por la vida que mantienen el pacto con los ancestros divinos en el Kiekari, su territorio espiritual y la base de su cosmos mítico, a pesar de los enormes costos económicos que impone a toda la comunidad.
... Lee mas